Destruyen 319 millones de matas de amapola en Guatemala

2 horas, 53 minutos

GUATEMALA (AP) - Una operación de la policía guatemalteca destruyó cultivos clandestinos de amapola que abarcaban una extensión equivalente a 750 campos de fútbol en la frontera occidental de Guatemala con México.

El vocero de la policía Donald González informó el viernes que durante los últimos cuatro días, unos 250 efectivos de la Dirección de Análisis e Información Antinarcóticos, con apoyo de helicópteros de la sección antidrogas de la embajada de Estados Unidos, fueron desplegados en las poblaciones de Ixchiguán y Tajumulco, a unos 170 kilómetros al noroeste de la capital.

Los plantíos destruidos fueron valorados en unos 950 millones de dólares, que según González "equivalen a una quinta parte del presupuesto nacional" de Guatemala.

El vocero policial detalló que en esa inhóspita y montañosa región fronteriza con México se ubicaron un total de 1.367 campos con cultivos de la planta opiácea, cuya extensión fue calculada en unas 500 hectáreas.

La montañosa región del departamento de San Marcos, fronterizo con México, se ha convertido en los últimos años en el principal lugar para la siembra de amapola en Guatemala. La cercanía con la frontera facilita que los productores puedan pasar la resina que extraen de las plantas hacia el vecino país, donde se procesa y convierte en opio o heroína, dijo González.

"La altitud hace que la calidad de la resina sea más alta", destacó el vocero policial.

No hubo capturas durante la erradicación de los cultivos puesto que se hallaban en tierras comunales o terrenos donde no habitan personas.

En algunos de los plantíos también había algunos arbustos de marihuana que también fueron erradicados.

En otras acciones, esta semana la policía se incautó cerca de 1.500 kilos de marihuana en el norte del país y en otro operativo, capturaron a una ciudadana estadounidense en el oeste del país sospechosa de distribuir marihuana.